• home
  • blog
  • 2017, Año Internacional del Turismo Sostenible
Escrito por Olivia Belafonte, el 11.06.17
2017, Año Internacional del Turismo Sostenible

2017, Año Internacional del Turismo Sostenible

Existen muchos tipos de turismo con un factor común: confluir en una sensación placentera. Desde hace un tiempo a ello se le ha unido un novedoso concepto de viaje relacionado con la responsabilidad y el compromiso, y que desemboca en la sostenibilidad. Este 2017 ha sido declarado por la Asamblea General de las Naciones Unidas como el Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo. Llega en un momento trascendental, pues la comunidad internacional adopta la nueva Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, con 17 objetivos, tres de ellos relacionados con el turismo.

Dentro de este concepto y a apenas tres horas de vuelo desde la Península, encaja la isla de La Palma, en el archipiélago de Canarias. El sobrenombre de ‘la isla bonita’ deja un amplio margen a la imaginación y  no decepciona cuando se discurre por su variado paisaje y sus distintas opciones turísticas, siempre basándose en la sostenibilidad. Su principal atractivo reside principalmente en el patrimonio natural, aunque no se debe hacer de menos a la arquitectura de su capital, Santa Cruz de La Palma, a su preciado queso de cabra y su Denominación de Origen Vino de La Palma. Además, tiene un fenómeno único: la conocida “lluvia horizontal” que da ese esplendor verde a una isla volcánica.

Ese origen volcánico otorga una energía especial a La Palma. Su origen volcánico ha dotado a la isla no solamente de un encanto especial, sino de una energía que otorga tranquilidad al viajero. Perderse en la Caldera de Taburiente en las rutas de los volcanes, ambas opciones con guía o en solitario, es un placer del que puede disfrutarse en pocas ocasiones. Sucede lo mismo con sus cielos nocturnos, que gozan de la mayor protección que pueda tenerse, es cielo protegido Starlight. Su observación es posible desde cualquier punto de la isla, plagada de infinidad de miradores. Pero lo más conveniente es acudir a la zona del Roque de los Muchachos, donde además de observar el cielo como nunca antes también es posible apreciar el silencio absoluto.

En contraste están los kilómetros de bosques, que se funden con viñedos en las faldas de este enorme volcán que es la isla bonita. En Los Tilos existen diferentes opciones de ver la inmensidad de los bosques de esta especie de árbol. La caminata más accesible son apenas dos kilómetros de subida por un bosque de cuento que culmina en un mirador. El viajero se siente entonces rodeado del esplendor de esta especie. Además, La Palma está dentro de la Red Insular de Senderos, donde es posible realizar rutas de todo tipo.

Y si lo que se busca es el descanso, las playas de arena volcánica son una estupenda y tranquila opción.

 

 

Alimenta tu presencia en Internet con autores Contextto

Ahora y para siempre alta gratuita

¿Quieres ser autor de Contextto?